Top Ad unit 728 × 90

Lo Ultimo

recent

Una Transformación Milagrosa (Matutina De Adultos 2013 - 26 De Septiembre)

Una Transformación Milagrosa (Matutina De Adultos 2013 - 26 De Septiembre)
Porque el Hijo del Hombre no ha venido para perder las almas de los hombres, sino para salvarlas. Lucas 9:56

Juan fue el discípulo a quien Jesús amaba, porque creía y confiaba, y amaba a su Maestro con devoción. Su amor por Cristo estaba caracterizado por la sencillez y el ardor. Hay muchos que creen que este amor por Cristo era algo natural por el carácter de Juan, y a menudo el artista representa al discípulo con una apariencia suave, lánguida y femenina. Pero tales representaciones son erróneas: Juan y su hermano eran conocidos como los “hijos del trueno” (Mar. 3:17). Juan era un hombre de carácter decidido, pero había aprendido lecciones del gran Maestro. Tenía defectos de carácter, y cualquier desprecio hacia Jesús despertaba su indignación y agresividad. Su amor por Cristo era el amor de un alma salvada por los méritos de Jesús, pero junto con este amor había rasgos naturales malos que tenían que ser vencidos. En una ocasión, él y su hermano reclamaron el derecho a la posición más elevada en el Reino del cielo, y en otra oportunidad él le prohibió a un hombre que echara fuera demonios y sanara enfermedades, porque no era parte de los discípulos. En otro momento, cuando vio que los samaritanos despreciaban a su Señor, quiso pedir que descendiera fuego del cielo para que los consumiera. Pero Cristo lo reprendió y le dijo: “El Hijo del Hombre no ha venido para perder las almas de los hombres, sino para salvarlas” (Luc. 9:56).

En el carácter y las enseñanzas de Cristo, los discípulos tenían tanto el precepto como el ejemplo, y la gracia de Cristo era un poder transformador que obraba cambios maravillosos en la vida de los discípulos. En el discípulo amado se hallaban todos los rasgos naturales de carácter, como el espíritu de crítica, la venganza, la ambición y el mal temperamento, y tenían que ser vencidos para que pudiera ser un representante de Cristo. No era solo un oidor, sino un hacedor de las palabras de su Señor. Aprendió de Jesús cómo ser manso y humilde de corazón… Este fue el resultado del compañerismo con su Maestro…

Tenemos necesidad de velar constantemente porque nos acercamos a la venida de Cristo, en el tiempo cuando Satanás ha de obrar “con gran poder y señales y prodigios mentirosos, y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos” (2 Tes. 2:9, 10). Debemos estudiar el Patrón y llegar a ser como Jesús, que era humilde y manso de corazón, puro y sin mancha. Siempre debemos recordar que Dios está cerca; que todas las cosas, grandes y pequeñas, están bajo su control –Signs of the Times, 20 de abril de 1891.
“Desde el corazón”
Por: Elena G. White
Una Transformación Milagrosa (Matutina De Adultos 2013 - 26 De Septiembre) Reviewed by FUI PERDONADO on 11:45 p. m. Rating: 5

No hay comentarios:

Todos los derechos reservados a Fui Perdonado © 2013 - 2015
Powered by Themes24x7

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.